Mapa de Venezuela
 
Mapa del Sitio ¿Quiénes Somos? Contáctenos ¿Quiéres Más? Área Privada
Búsqueda
 
 
     
 
Choroní

 

 Choroní es una localidad costeña en el extremo norte del municipio Girardot, estado Aragua, Venezuela, ubicada en las faldas de la cordillera de la Costa, lo que le añade los elementos naturales peculiares de la faja litoral del Parque Nacional Henri Pittier. Su población se estima en menos de 5.000 habitantes, con una población flotante cercana al millón. Sus principales actividades económicas están ligadas a la pesca, la agricultura del cacao y el turismo, que ha tomado mayor importancia durante la última década. La palabra Choroní proviene del nombre de los indígenas que habitaban el valle ocupado por la parroquia del mismo nombre.

 

Turismo

A este recorrido por el pasado colonial de Venezuela se le suman las playas adyacentes a Puerto Colombia, otro pueblo que está a tres kilómetros de Choroní. Playa Grande, a pocos metros de Puerto Colombia, es una hermosa franja costera de casi un kilómetro de largo, bañada por el mar Caribe. La playa, oceánica y con un extenso bosque de cocoteros, está limitada por las montañas que caen directamente al mar.

Historia

 

 

El pueblo de Choroní fue fundado en 1616, en pleno período colonial, cuestión reflejada en la arquitectura colonial reinante. Para 1616 ya había en Choroní una doctrina de indios con su iglesia a cargo del Fray Pedro Buitriago y gran parte de los indios encomendados al capitán Diego de Ovalle, habían establecido sus casas alrededor del templo, en 1622 el caserío es oficializado como pueblo, bajo la advocación y nombre de "San Francisco de Paula" por el juez poblador, teniente Don Pedro Gutiérrez y el vicario Presbítero Gabriel de Mendoza. Con el tiempo el pueblo pasa a llamarse "Santa Clara Asís" y en 1964 ostenta el nombre de "Santa Clara del Valle de Choroní", siendo conocida como Choroní.

 

Archivo:Beach choroni venezuela.jpg

 El pueblo de Choroní ofrece al temporadista la comodidad que necesita para pasar un estadía cómoda y sin problemas, allí abundan posadas de todo tipo y al nivel de exigencia que presente el visitante. Escasamente a una hora y media de camino atravesando las seductoras montañas del Parque Henri Pittier espera al turista el pintoresco y acogedor pueblo de Choroní, llamado así en honor a Santa Clara de Choroní. Choroní embriaga al visitante con su apariencia arquitectónica enclavada en el siglo XVIII.

 

 

 

 Pero el encanto de Choroní no se queda solo en sus calles, casas, ventanales, ríos, afluentes y hermosas playas. También su gente irradia el calor que invita a compartir en esta tierra, aragueña. Y de ellos surge no solo el trato singular, sino una gran cantidad de manifestaciones culturales entre las que prevalece el ardiente toque del tambor que ha llevado a mas de uno, a contonearse en las excitantes figuras rítmicas del baile negro.

 

Disfrute las posadas y playas! De día, los vendedores ambulantes o buhoneros circulan en las playas, con todo tipo de bebidas, comidas y artículos playeros para ofrecer a los visitantes de la playa, en medio de un promedio de clima de 31 grados.